catalibros

Muestras sobre perforación en el terreno.

La cata es indiscriminada sólo en parte: cuando el taladro vuelve a la superficie arrastra aquello que se ha adherido a él. Otra cala y muchas de éstas -pero seguramente otras también- serán las muestras

 

"Los magníficos perdedores", de Leonard Cohen

Primera cala.

‘Los magníficos perdedores’ (o ‘Hermosos perdedores’), de Leonard Cohen.

De la edición en francés, por dos razones: porque esa edición es la que tengo y porque el que esté en francés permite hacer mi propia traducción. Sin permiso de nadie.

Dos enlaces, a los programas que, con estos mismos textos, hizo, en Radio 3, ‘TRES EN LA CARRETERA’: 'Leonard Cohen 1', 'Leonard Cohen 2'.

‘Beatiful Losers’ (‘Les perdants magnifiques’, ‘Hermosos perdedores’) se escribió en inglés. La versión francesa es excelente.

La novela está editada en España por Edhasa, con traducción de Laura Wittner.

Creo recordar alguna edición española o hispanoamericana anterior, pero cuando flaquea la memoria lo mejor es no engordarla artificialmente.

Después de leer el libro, o mientras tanto, 'Famous Blue Raincoat'.

Sexo, amistad, dolor, ausencia…

Y la persecución a través de las páginas de la Santa Catherine Tekakwitha, princesa de la tribu de los A…, en la que el perseguidor pretende quizás, sin esperanza, redimirse.

 

BEAUTIFUL LOSERS

-página 13

Soy un conocido especialista del folklore canadiense, muy documentado sobre los A…, tribu que no tengo la intención de deshonrar interesándome por ella. No quedan probablemente más de diez A…, de los que cuatro son muchachas. La aparición de los A… parece remontarse al siglo XVI, a menos que sólo se trate de la emigración de un resto importante de la tribu. Su breve historia está marcada por las derrotas. El mismo nombre de A… quiere decir cadáver, en el leguaje de todas las tribus vecinas.

El interés que me inspira esa banda de fracasados traiciona mi naturaleza.

"Cualquier hierro viejo", de Anthony Burgess

Segunda cala.

‘Cualquier hierro viejo’. De Anthony Burgess. Mondadori 1993.

Traducción de Gracia Rodríguez.

País de Gales. Llega allí la noticia de que una espada, que pudiera ser Excalibur, se halla en Rusia, en el Ermitage de San Petersburgo, entonces Leningrado.

Un héroe, un nuevo Cuchulainn, de padre galés, madre rusa y casado con una mujer judía, se encargará de la misión de rescatar el hierro insigne.

Celtas. Judíos. Rusos. Y un viaje por España. El tiempo, circular, vuelve sobre sí mismo.

Claro que la espada -se identifica por la ‘A’ que adorna el filo-  podría ser la espada de Atila y no la espada de Arturo. Pero, seamos serios: eso ¿a quién le incomoda? Lo que cuenta es el símbolo.

“La casa verde”, de Mario Vargas Llosa

lacasaverde200¿Cuál es el secreto que encierra La casa verde?

La casa verde ocurre en dos lugares muy alejados entre sí, Piura, en el desierto del litoral peruano, y Santa María de Nieva, una factoría y misión religiosa perdida en el corazón de la Amazonía. Símbolo de la historia es la mítica casa de placer que don Anselmo, el forastero, erige en las afueras de Piura.

Novela ejemplar en la historia del boom latinoamericano, La casa verde es una experiencia ineludible para todo aquel que quiera conocer en profundidad la obra narrativa de Mario Vargas Llosa.

La casa verde (1965) recibió al año siguiente de su publicación el Premio de la Crítica y, en 1967, el Premio Internacional de Literatura Rómulo Gallegos a la mejor novela en lengua española.

“La piel”, de Curzio Malaparte

malapartelapiel200En esta obra, Curzio Malaparte se da a sí mismo la réplica que un inmenso público aguardaba desde la publicación de ""Kaputt"". La Piel, es, en síntesis, el drama moral de un continente al que la libertad no redime de las abyecciones y degradaciones vergonzantes que la guerra trae siempre consigo. La Piel es un retablo de miserias infinitas, de humillaciones inconcebibles, de horrores dantescos, suavizado por el soplo lírico de una compasión que no conoce limites y que nace precisamente de un sentido de solidaridad, casi de complicidad, con los que sufren y se humillan.

La Piel es una epopeya de la que está ausente la retórica del heroísmo, de la libertad y de la justicia, y pone al descubierto la podredumbre que suele ocultar aquella retórica. La Piel es, finalmente, la venganza de un hombre civilizado contra el inmenso crimen de la guerra.

Este libro estuvo en el Index librorum prohibitorum (Índice de libros prohibidos).